NOTICIAS

Geocall entra en la era de la Inteligencia Artificial

Las funcionalidades FSM de Geocall están ahora implementadas por la plataforma propietaria Iride Almawave y por las soluciones de Reconocimiento de Voz de Almawave

OverIT y Almawave anuncian la firma de un acuerdo de colaboración que prevé la integración del comando de voz y del análisis predictivo en la gestión de las intervenciones de mantenimiento, proporcionando un soporte inteligente para encontrar de forma fácil y veloz la información correcta, informar rápidamente de las encuestas e intervenciones, y para simplificar la vida laboral. Todo eso gracias a la potencia de los comandos de voz de la transcripción automática y gracias a la Inteligencia Artificial para la búsqueda rápida.

“La misión de las tecnologías de Almawave, realizadas de acuerdo con una perspectiva Centrada en las Personas – dice Valeria Sandei, Directora General de Almawave – es la de realizar soluciones innovadoras, fáciles de usar y basadas en el lenguaje natural. Cuando la integración de la plataforma Iride enriquece los productos de otras empresas y mejora las modalidades de trabajo de las personas, simplificando los procesos y potenciando sus competencias y capacidades, la satisfacción es máxima”.

Ahora los usuarios de Geocall WFM pueden sacar provecho de los mandos de voz para proporcionar información al sistema solo por medio de la voz, trabajando por lo tanto en modalidad “manos libres”. Todo esto les permite encontrar fácilmente los contenidos correctos para ejecutar las actividades, así como clasificar de forma sencilla y puntual cada intervención oportuna y plenamente desempeñada.

“Siempre hemos estado a favor de la simplificación de las aplicaciones en el campo. – afirma Marco Zanuttini, Director General y Presidente de OverIT – La colaboración con Almaware es un paso importante hacia ese objetivo, ya que permite a nuestro usuario trabajar de “manos libres”, sin la necesidad de interrumpir la actividad que está ejecutand”.

El mando de voz activa automáticamente tanto los procesos para la recepción de la información como aquellos para el almacenamiento y la categorización de la misma, gracias al motor semántico, permitiendo de ese modo la creación de una base de conocimientos y de una memoria de experiencias compartidas, útiles para el operador para detectar y solucionar posibles problemáticas técnicas de forma veloz y autónoma. Todo eso permite reconocer situaciones similares y recurrentes, agilizar las intervenciones y poner en marcha procesos avanzados de manutención predictiva.